El PP intenta dar carpetazo a la crisis por la marcha de Clemente con una campaña en redes en favor de Mañueco

Reacciones en twitter de los populares, en apoyo a Alfono Fernández Mañueco.

La propia ex presidenta de las Cortes cerró su cuenta de twitter poco antes de anunciar su dimisión y su baja en el PP.

El Partido Popular se ha apresurado a cerrar la crisis abierta con la marcha de la presidenta de las Cortes, Silvia Clemente, que dejó en shock a la estructura popular. Por eso, afiliados y caras conocidas del partido en la región han aprovechado las potencialidades de las redes sociales para cerrar filas en torno a su líder, Alfonso Fernández Mañueco, e incluso algunos han utilizado sus cuentas para afear la conducta de la ex presidenta del Parlamento regional.

 

El alcalde leonés, Antonio Silván, que coincidió como consejero con Silvia Clemente ha escrito en twitter: “El proyecto del Partido Popular se basa en la generosidad, el esfuerzo y la lealtad. Los personalismos no caben. Todo mi apoyo a populares de Castilla y León y Alfonso Fernández Mañueco”.

 

Alicia García, consejera de Familia, colgaba en sus redes sociales una alusión a que Fernández Mañueco "es el líder mejor valorado por los ciudadanos de Castilla y León”, según una encuesta publicada recientemente, para destacar algunos de los “valores” que atesora el líder: “compromiso, trabajo, experiencia,  cercanía y proyecto para ser el presidente de la Junta de Castilla y León”

 

El presidente provincial del PP en Valladolid, Jesús Julio Carnero, ha colgado en su cuenta de twitter una fotografía junto a Fernández Mañueco y el siguiente mensaje: “Por trabajo, preparación, compromiso y honradez, desde la lealtad a las sigas y a las personas, Alfonso Fernández Mañueco es mi presidente y será el presidente de todos los castellanos y leoneses”. El secretario general de los populares vallisoletanos, Luis Miguel González Gago, ha sido más sutil: “Hoy tormenta seca, ruido sin llover. Puede asustar, pero ni quita ni ponen para la cosecha, y mañana olvidado. Un partido sin principios y sus políticas, no personalismo, y eso Fernández Mañueco lo tiene claro y lo practica. A trabajar por Castilla y León”.

 

Uno de los más críticos con Clemente ha sido el que fuera presidente de la Junta de Castilla y León, Juan José Lucas. “Desde mi conocimiento de la política y de la sociedad de Castilla y León, no puedo estar más en desacuerdo con las palabras de Silvia Clemente. En política la lealtad es siempre un valor. Todo mi apoyo al presidente del PP”.

 

La presidenta del PP de Segovia, Paloma Sanz, también ha utilizado twitter para ensalzar el “gran proyecto que Fernández Mañueco tiene para Castilla y León, porque es un gran líder con ilusión y un proyecto renovador y porque será el próximo presidente de la Comunidad”.  Prácticamente todas las cuentas de twitter de las distintas agrupaciones provinciales (Salamanca, Soria, Zamora...) también se han apresurado a mandar mensajes de apoyo y de unidad alrededor de Fernández Mañueco.

 

Juan Martínez Majo, presidente del PP en León, ha resaltado el proyecto de “futuro serio y positivo por  parta las persona, con lealtad a nuestro presidente". Armisén, secretaria de los populares palentinos, ha utilizado un selfie junto a Mañueco y Pablo Casado para mandar un mensaje:

 

“Tenemos un equipo y dos líderes para España y para Castilla y León. Proyecto y miles de personas en todos los sitios con ilusión para seguir trabajando bajo nuestras siglas".

 

Carlos García, es el presidente del PP de Ávila, y también en redes sociales ha destacado que Fernández Mañueco es “sinónimo de liderazgo y defensa de los castellanos y leoneses y con un proyecto de futuro para Castilla y León”. Quien no se ha pronunciado en sus cuentas ha sido el principal aludido, el presidente de los populares de Castilla y León.

 

Por su parte, Silvia Clemente, se apresuró a cerrar su cuenta de twitter poco antes de comparecer ante los medios de comunicación para lanzar una bomba que ha resquebrajado los cimientos del PP de Castilla y León, aunque sus principales dirigentes hayan intentado tapar las grietas con mensajes de apoyo y unidad en torno a su líder.

 

La propia ex presidenta de las Cortes cerró su cuenta de twitter poco antes de anunciar su dimisión y su baja en el PP.

Noticias relacionadas