El Partido Socialista aglutina en 360 medidas la base para "el progreso" de Burgos a partir del 26 de mayo

E.P.

El programa se sustenta en los pilares de la creación de empleo, los servicios sociales, la accesibilidad y movilidad y la modernización del Ayuntamiento a través de un nuevo modelo de gestión.

El candidato socialista a la Alcaldía de Burgos, Daniel de la Rosa, ha presentado este lunes el programa electoral con el que concurre a las elecciones municipales del 26 de mayo, que aglutina en 360 medidas la base para el "progreso" de la ciudad.

 

"Es un programa de gobierno", ha aseverado De la Rosa, en declaraciones recogidas por Europa Press, antes de añadir que se trata de un documento "exacto" que se vincula directamente a las necesidades de la ciudad en diferentes ámbitos.

 

De la Rosa ha explicado que el programa es el resultado de 70 reuniones mantenidas en los últimos seis meses con diversos colectivos de la ciudad, de las que se han extraído la mayor parte de las propuestas y acciones que se recogen en el documento.

 

El programa se sustenta en los pilares de la creación de empleo, los servicios sociales, la accesibilidad y movilidad y la modernización del Ayuntamiento a través de un nuevo modelo de gestión y gira en torno a los dieciséis Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que afectan a la capital burgalesa.

 

Así, el documento recoge propuestas como la creación de un programa para la recuperación del talento y otro enfocado a la reinserción laboral de mayores de 45 años y 55 años, unido a la creación de una nueva sección municipal de empleo.

 

También se plasman, entre otras, medidas para la mejora de la calidad del producto turístico y una apuesta por los Servicios Sociales que pretende "no dar un paso atrás" y avanzar en la consecución de medidas enfocadas a la mejora de la calidad de vida de los burgaleses.

 

El programa recoge además medidas concretas para cada uno de los distritos en los que se distribuye en término municipal, así como diversas acciones en materia medioambiental para mejorar la calidad del aire, el mantenimiento de espacios y la mejora de la conservación de otros, como las riberas de los ríos que atraviesan la ciudad.

 

En materia fiscal, el PSOE no plantea ninguna subida general de impuestos, si bien recoge que se graven algunos como el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) para quienes mantengan viviendas vacías y el aumento de los precios por ocupación de vía pública para empresas y colectivos con ánimo de lucro.

 

Para llevar a cabo estas y el resto de propuestas que se recogen en el programa electoral socialista, se plantea la creación de seis grandes áreas en las que se enmarque la gestión de todas las concejalías y que pasarían por un área de buen gobierno, fomento y movilidad, desarrollo económico, servicios generales y medio ambiente, hacienda y patrimonio y servicios sociales, cultura y deporte.