El líder Barça se refuerza con otro golpe al Madrid

Baloncesto/Liga Endesa.- Crónica del Real Madrid - Barça Lassa

El Barça Lassa venció (76-82) este domingo al Real Madrid en su visita al WiZink Center de la jornada 24 de la Liga Endesa, para reforzar su liderato con dos victorias sobre los blancos y dar otro golpe al eterno rival, con el cuarto Clásico de color azulgrana en los cinco que lleva hasta ahora la temporada.

El cuadro culé se marchó de inicio (3-13) y no volvió a ceder la delantera. La rotación en la doble jornada de Euroliga el viernes en Vitoria no sirvió a Laso para sacar la mejor versión de un Madrid errático y sobreexcitado. Los arreones de Llull o Carroll no sirvieron para poner nervioso a un Barça que cada vez se lo cree más, la posibilidad de volver a ganar ligas en ACB y fuera.

Quizá por el hervor en la sangre al ver el azulgrana de nuevo en el Palacio o la excitación de la grada, que recordaba la 'escena del crimen', al Madrid le costó más ser fiel a sí mismo. Ya el 3-13 de inicio demostró a un Barça más entero, centrado en la lucha liguera, y dejó la inercia del partido. Sin contar a un Tomic al que no le salía nada para mofa de un público que no le perdona una a su ex, el Barça llevó la voz cantante con un buen despliegue (40-45).

La primera llamada al orden de Laso funcionó para recordar a su equipo más opciones además de los triples de Llull (1-4). En verdad, el '23' siguió probando hasta que cayeron dos más, en la reacción blanca (17-17). Los de Pesic no encontraban premio a su movilidad en ataque, pero sí respuesta al zafarrancho de Carroll (13 puntos sin fallo en el segundo cuarto). Kuric, Heurtel y un inesperado Smits sacaron el acierto necesario.

Un trío visitante que contrarrestó también al ataque interior blanco con Ayón y Felipe. El Barça se marchó al descanso con cinco de renta que dobló en cinco minutos del tercer cuarto (45-55). Thompkins dio aire a la anotación de su equipo, pero el cuadro culé se esmeró en impedir correr al Madrid. El 'Facu' se empeñó en hacerlo y mejoró las sensaciones locales por momentos, en un bonito duelo con Heurtel en el que no se quedó corto el francés (57-62).

Sin Tavares por su cuarta personal en la reanudación, el techo de Laso siguió siendo Ayón en duelo con Oriola, mientras el colmillo afilado de Campazzo era la línea del Madrid para buscar la remontada. Pangos se zafó como pudo de la maraña rival que por momentos parecía funcionar a los de Laso, cuando un triple de Taylor apretó el luminoso (66-68). Un triplazo de Kuric y otro de Pangos, que terminó culminando la faena, fueron la rendición local.

FICHA TÉCNICA.

REAL MADRID: Llull (13), Causeur (2), Taylor (9), Randolph (9) y Tavares (2) --quinteto inicial--; Campazzo (7), Thompkins (7), Carroll (15), Ayón (10), Reyes (2) y Yusta (-).

BARÇA LASSA: Heurtel (15), Ribas (2), Claver (12), Singleton (7) y Tomic (6) --quinteto inicial--; Pangos (8), Blazic (-), Smits (9), Oriola (10) y Kuric (13).

--PARCIALES: 17-17, 23-28, 17-17, 19-20.

--ÁRBITROS: Conde, Calatrava y Sánchez Sixto. Sin eliminados.

--PABELLÓN: WiZink Center, 12.120 espectadores.