El Gobierno baraja levantar parte de las medidas de confinamiento a partir del día 12 de abril

Tráfico esta mañana en la avenida de Mirat.

El ministerio de Interior reconoce que vienen malos días, pero que pronto se verá si el confinamiento generalizado da resultado. Si es así, se podrían flexibilizar algunas restricciones.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha pedido este miércoles un plus de "energía, responsabilidad y fuerza" a los ciudadanos porque vendrán datos malos de la epidemia de Covid-19 pero espera que la tendencia se revierta a finales de esta semana y, además, también confía en que a partir del 12 de abril se puedan "alzar algunas medidas" ligadas al confinamiento generalizado de los ciudadanos.

 

En una entrevista en el programa Espejo Público de Antena 3, recogida por Europa Press, Grande-Marlaska ha asegurado que es "prematuro" decir todavía si habrá que alargar o no la cuarentena ligada al estado de alarma, pero a continuación se ha remitido al escenario que barajan las autoridades médicas y científicas que asesoran al Gobierno.

 

"Esperemos", ha dicho, "que para el 11 o 12 de abril podamos ya alzar algunas de las medidas, lo que se llama el decalaje; alzar las medidas cuando proceda, y siempre mirando a la salud pública, también va a ser un momento muy sensible para los ciudadanos y que tendremos que ir estudiando y transitando adecuadamente".

 

Grande-Marlaska, uno de los ministros que forma parte del comité de seguimiento del Covid-19, ha señalado que este fin de semana o a primeros de la semana próxima se podrá ya "sacar conclusiones" del resultado que han dado las medidas "drásticas" que ha tomado el Gobierno en el real decreto el estado de alarma que entró en vigor a las 00.00 horas del domingo, 15 de marzo.

 

Además, ha repetido que en los próximos días llega "lo más difícil de la crisis", por lo que se precisa de "un plus de responsabilidad, energía y fuerza del conjunto de la ciudadanía", de ahí que haya pedido "un poquito más para los próximos días". Grande-Marlaska, que ha dicho que se encuentra bien y sin síntomas de contagio, ha recordado que España en su historia reciente ha pasado por momentos complicados, de ahí su "optimismo" teniendo en cuenta la "capacidad de resistencia física y psicológica" de los ciudadanos.