Barbero vuelve a volar y se convierte en el 'Emperador' de Clunia

Foto: FERNÁN LABAJO

El burgalés vence por tercera vez en el que ya es su final de etapa fetiche. Miguel Ángel López consigue incrementar su ventaja sobre sosa en 21''.

Casi como una tradición, sin apenas sorpresas, el corredor burgalés del Movistar, Carlos Barbero, volvió a hacerse grande en la ciudad Romana de Clunia, un lugar donde escribió por tercera vez su nombre para convertirse en Emperador, en un corredor eterno que mantiene su idilio con este recorrido y con la Vuelta a Burgos.

 

Lo que sí fue una sorpresa fue la ventaja que obtuvo el colombiano Miguel Ángel López, líder de la General, que consiguió aumentar hasta los 23 segundos la diferencia sobre su compatriota Iván Sosa, con quien, a priori, se jugará la victoria final en Las Lagunas de Neila. 

 

Después de la dura ascensión al Picón Blanco, la carrera empezó al 'tran tran', sin que ninguno de los corredores decidiera irse en busca de una escapada que le hiciera sumar puntos y moviera la carrera. Hasta el kilómetro 26, no hubo una fuga seria que terminó siendo definitiva y en la que entraron cinco corredores:  Diego Rubio, Thibaut Guarnelec, Julen Amezqueta, Lucas De Rossi y Txomin Juaristi.

 

La diferencia con el pelotón a ser de 2.28 minutos sin que el grupo de favoritos quisiera reaccionar por el momento, si bien Movistar, Androni Giocattoli y Euskadi Murias comenzaron a marcar el ritmo del pelotón, mostrando con claridad sus cartas de cara al final de carrera en el que Carlos Barbero era el gran favorito. 


Al paso de los corredores por Aranda de Duero, las diferencias eran inferiores al minuto y medio, aunque la escapada logró cruzar por delante la última Meta Volante, en Peñaranda de Duero y a escasos 18 kilómetros para el final. Movistar y Androni siguieron marcando el ritmo del grupo de favoritos, con un arreón que finalmente fue dando caza al grupo para que justo antes de llegar a Coruña del Conde, a falta 5,5 kilómetros, el pelotón se reagrupara y afrontara la llegada a las ruinas romanas de Clunia, como se preveía, al esprint. 


Sky puso su candidatura encima de la mesa en el primer tramo de subida, justo después de que una caída en la que se vio involucrado Rein Taaramae y que cortó el pelotón,  con un Tao Geoghenghan que entró el mejor colocado, seguido muy de cerca por Merhawi Kudus.

 

Carlos Barbero, conocedor del terreno -volvió a reconocerlo hace una semana-, terminó remontando en los últimos metros abriéndose hueco por la derecha y logrando su tercera victoria en este circuito. Una victoria que será la única burgalesa a la espera de que mañana termine una nueva edición con la batalla de Neila.  

 

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: